mar034mar049mar047mar052mar059mes del mar006mes del mar008mes del mar015mes del mar019mes del mar020mes del mar022mar 1028mar 1029mar 1032mar 1034

Espejos y Olas

“¿Habéis contemplado el mar durante sus horas de hastío? Parece agitar las olas asqueado de sí mismo. Las expulsa para que ya no vuelvan más. Pero vuelven y vuelven sin cesar. Eso mismo nos pasa a nosotros. ¿Quién nos hace volver a nosotros mismos cuando más nos esforzamos en alejarnos?”

E. M. Cioran.

“No nos bañamos dos veces en el mismo río, porque ya en su profundidad, el ser humano tiene el destino del agua que corre. El agua es realmente el elemento transitorio. Es la metamorfosis ontológica esencial entre el fuego y la tierra. El ser consagrado al agua es un ser en el vértigo. Muere a cada minuto, sin cesar algo de su sustancia se derrumba. La muerte cotidiana no es la muerte exhuberante del fuego que atraviesa el cielo con sus flechas; la muerte cotidiana es la muerte del agua. El agua corre siempre, el agua cae siempre, siempre concluye en su muerte horizontal.”

Gaston Bachelard, “El agua y los sueños”

“El mar nos encanta como la música, que no lleva como lenguaje la huella de las cosas, que no nos dice nada de los hombres e imita los movimientos de nuestra alma. Nuestro corazón, lanzándose con sus olas, cayendo con ellas, olvida así sus propias flaquezas, y se consuela en una armonía íntima entre su tristeza y la del mar, que une su destino y el de las cosas.”

Marcel Proust: “El Mar”, Septiembre de 1892.

“En la cosmogonía, en el mito, en el ritual, en la iconografía, las aguas llenan la misma función, cualquiera que sea la estructura de los conjuntos culturales en los que se encuentran: preceden a toda forma y sostienen toda creación.”

“Mircea Eliade; “Tratado de historia de las Religiones”.

 

 

4 comentarios

  1. Jorge Antonio Aguilar A.
    Posted mayo 20, 2008 at 8:57 am | Permalink

    Ah…el mar, tan silencioso y tan poderoso, lejanía del alma, visión subatómica de dios, andrógino ciclópeo, vientre del transcurso. Débil la tierra, se seca y resquebraja como una flor muerta, y el ser humano, condenado como tántalo a morir de sed sumergido en el agua.

  2. Loreto Solís
    Posted mayo 21, 2008 at 8:29 am | Permalink

    Jorge
    que bello escribes, nos complace saber que estas fotografías hicieron estallar tus manos de maravillosos versos acuáticos.

    srs. Fotogamia

  3. Posted mayo 22, 2008 at 12:21 pm | Permalink

    Mauricio:

    Recibe un primer saludo después de tantos años sin conversar.

    Estaré viniendo por acá a intentar comentar tus trabajos, bastante abstractos y austeros. Me han parecido muy buenos la verdad (más que eso; la verdad son excelentes)

    Un amigo, Claudio Fraiman, pintor, me colaboró hace un par de semanas con una ilustración para un post acerca del Caos que escribí.

    Si forma parte de tus intereses, podríamos colaborar recíprocamente en esto, yo, desde mis textos; tu desde las imágenes. De un Blog a otro.

    Un abrazo

    Sergio Meza C.

  4. Mauricio Del Pino
    Posted mayo 23, 2008 at 6:07 pm | Permalink

    excelente idea
    pongase en campaña y me manda un texto y vemos aquí qué puede resultar con las imágenes
    saludos desde la V región

Comentar

Debes ingresar para comentar.